Inventando el arroz con leche

jueves, 25 de octubre de 2012

Cómo conseguir que tu marido te haga caso


¿Preparadas para una nueva entrega que derrocha glamour, queriditas? Ay ay ay que he recibido alguna pequeñita crítica, y no es porque mi pasador de carey haya dejado de fulgurar, no, no, sino porque algunos desinformadillos me acusan de que sólo adoctrino aconsejo a los esposos para que sus mujeres sean buenecitas (sepan estar quietecitas y calladas, que están mas monas) Pues bien, hoy para deleite vuestro os traigo un, como siempre original, fantástico artículo para ellas sobre "Cómo conseguir que tu marido te haga caso" No tiene chupi-desperdicio... ponedlo en práctica y ya me contareis!


Cómo conseguir que tu marido te haga caso                                                                        
Hay maridos que no toleran ser corregidos. Ante una llamada de atención o una regañina, en vez de hacer caso protestan y se portan aún peor. ¿Qué actitud debemos tomar las esposas?
Inculcar normas a los maridos es una de las facetas más difíciles del matrimonio y la que más dudas nos plantea a las esposas. "¿Cómo consigo que me obedezca sin tener que regañarle constantemente?", es algo que todos las esposas se preguntan desde el primer aniversario de boda. Y es que a partir de los 12 meses ya conviene ir enseñándole los "noes".
LAS PREMISAS QUE LLEVAN A OBEDECER
Desde el principio, para que un marido recien casado obedezca hay que seguir tres premisas básicas:
– Ser consecuente con las normas. Lo que hoy está prohibido, mañana también debe estarlo.
– Explicar al marido el motivo de la prohibición. "Si eructas como un cerdo al terminar, mis padres no te invitarán a comer nunca mas".
– Reprenderle justo inmediatamente después de que haya hecho lo que no debe, no más tarde. Es la única manera de que el marido relacione nuestra desaprobación con su mal comportamiento.
Por supuesto, cuanto más recién casado esté el marido, más veces habrá que repetirle el "no". Sin embargo, ahora que tu marido lleva mas tiempo casado, no será necesario que estés constantemente detrás de él, porque ya es capaz de recordar las normas.
¿Y SI ES HIPERSENSIBLE?
Ahora bien, si tu marido es hipersensible a tus críticas y como respuesta a ellas, en lugar de mejorar su comportamiento se porta aún peor, o se entristece, o se enrabieta, reflexiona sobre estos aspectos antes de decirle nada:
– Sé muy clara. Él piensa que le rechazas a él como persona, no entiende que lo que desapruebas es su acción. Explícaselo tantas veces como necesite.
– Al mismo tiempo, no te dejes impresionar por sus lágrimas, ni por su cara de pena ni por sus rabietas. Estas formas de protestar son sus armas para comprobar hasta dónde puede llegar.
– Si sus protestas te crispan los nervios, mándale un rato a su cuarto hasta que entre en razón.
– Analiza las situaciones que más conflicto os originan. Esto te permitirá anticiparte a los hechos y ahorraros muchos malos momentos.
– Avísale con tiempo antes de llegar al colmo de tu paciencia. Así no perderás los nervios y podrás manejar mejor la situación.
También es muy positivo que una vez que os hayáis tranquilizado, comentes con él lo ocurrido. A estas alturas  el marido ya es capaz de entender las consecuencias de su conducta y por ello, de autocorregirse (después de cierta práctica, claro está).
Por último, recuerda que todos los maridos en el fondo desean ser buenos, para que sus esposas estén contentas y orgullosas de ellos. Tenlo en cuenta y felicita a tu marido cada vez que te obedezca y se porte bien. Tu apoyo es el mejor incentivo para que cada vez vaya siendo menos rebelde y más obediente.


7 comentarios:

  1. Muy esclarecedor el artículo, aunque quizás he echado en falta la recomendación del tablón de objetivos, para reforzar positivamente al marido que se porta bien y dejarle en vergüenza delante de las visitas mediante la exhibición pública de las pegatinas rojas...

    ResponderEliminar
  2. Dices bien, esclarecedor, y sobre todo, super-científico. Próximamente me ocuparé de las pegatinas, la cartulina de las normas (eso si, no me la pegueis con celo en el salón, que no queda mono) y el rincón de pensar

    ResponderEliminar
  3. Si me permitís os voy a contar mi caso haber si puede ayudaros. Mi mujer y yo llevamos 18 años casados. Y desde un principio me dejó claro que no le gustaba que le discutiera nada. (Yo opinaba, pero siempre acabando diciendo pero lo que tu quieras. y así no la enojaba),Siempre tiene ella el mando de la tele, La economía de la casa la lleva ella, Aunque yo soy el que trabajo el dinero debo pedírselo a ella y decirle para que lo quiero. Paulatinamente he comprendido que no debo discutirle nada y darle la razón. De Hecho en los temas sexuales desde un principio he tenido siempre que currármelo si quería tener relaciones. Con lo cual sin darme cuenta con los años, cualquier cosa siempre se la consulto a ella. Y ella decide. y solo intento tenerla contenta,no enojarla y hacer cosas que a ella le gusten para así ganarme su cariño.
    El secreto creo que fue que lo hizo desde el principio y paulatinamente, Y cuando he sido consciente ya a sido demasiado tarde.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Hola yo tengo el mismo problema que tu solo que yo soy mujer y debo obedecerle a el todo lo que el quiere hay que hacerlo cuando me cabreo o intento explicarle que estoy mal y no lo entiende se pone a chillar y solo m dice que me calle o me da la razón pero luego sigue todo igual ya José que hacer porque es imposible hablar con el estoy fatal y aqui no tengo a nadie porque me e venido a donde el. Vive m siento muy solaayudaa

      Eliminar
    2. Hola chicos...la verdad q es muy triste por lo que estan pasando, pero no se desanimen,ustedes pueden marcar el punto y aparte.
      Primero que nada, no se dejen mandar por nadie, nadie es esclavo de nadie, uno es dueño de si mismo tanto como para decidir o hacer cosas; haganse valer mas. Nadie los va a valorar si no empiezan por valorarse ustedes mismos. Tomen el control de su vida, estar casados no significa estar presos o atados al otro conyugue...pueden ser felices si trabajan como equipo, al fin y al cabo son marido y mujer, no un hijo mas... esperoque les haya servido mi consejo..saludos!

      Eliminar